www.lamatrixholografica.com

El mito de la carne

El mito de la carne

La idea de que los seres humanos deben consumir la carne y las excreciones de los animales como parte de una dieta equilibrada es un mito monstruoso largamente simbolizada y propagada por nuestra pirámide de alimentos insalubre Illuminati:

El mito de la carne

Los enteros tres niveles superiores de la pirámide no son de ninguna manera necesaria o conducente para la buena salud. No hay una sola vitamina, minerales, nutrientes, fito-nutrientes, aminoácidos, ácidos grasos, cadena de proteína, omega o cualquier otro esquivo ingrediente vital para la salud, ni una sola cosa se encuentra en la carne o productos lácteos que no se pueden encontrar, en mayor abundancia y más óptimo, en el reino vegetal. Por ejemplo hay más omegas en algas que en peces, dos veces más proteína en las espinacas que en el bistec y cuatro veces más calcio en semillas de sésamo que en la leche. Una pirámide de alimentos saludable real sería algo como esto:

El mito de la carne

La carne y productos lácteos son altamente ácidos, engordan, están cargados de colesterol, obstruyen la arteria, forman mucosidad, son constipante, difícil de digerir y llena de gusanos, parásitos, bacterias, desechos metabólicos, hormonas y sustancias químicas. Los huevos son realmente huevos no fertilizados del ciclo menstrual aviar, conocidos como períodos del pollo. La leche esta lleno de pus y hormonas de las secreciones mamarias de una vaca y destinada a alimentar a sus crías. Ninguno de estos pedazos o trozos de animales son beneficiosos o necesarios para el consumo humano.

No hay una sola enfermedad crónica o deficiencia exclusiva de los vegetarianos. Sin embargo, las enfermedades cardíacas, cáncer, tumores, quistes, diabetes y muchos otros problemas de salud importantes todos han sido curados por el cambio a una dieta 100% vegetariana. Algunos de los animales más fuertes en la naturaleza como gorilas, hipopótamos, elefantes, alces, rinocerontes y jirafas son todos vegetarianos. La idea que tiene que comer carne de otro animal para ser fuerte es una ridícula superstición. De los monjes Shaolin se podría decirse que son los hombres más duros del planeta, son todos estrictamente vegetarianos.

Nuestros cuerpos es demostrable que es herbívoro/frugívoro. Los omnívoros y carnívoros tienen garras, colmillos, sin molares, cortos tractos intestinales, ácido clorhídrico estomacal — que es 20 veces más concentrado que el de los herbívoros — y saliva ácida esencial para digerir carne. Los seres humanos, como herbívoros, no tienen garras, no tienen colmillos, con molares para moler, un tractos intestinal 4 veces más largo, 20 veces más débiles en ácido estomacal y la saliva alcalina con ptialina para pre-digerir granos. Los seres humanos simplemente no son omnívoros naturales y eso es por qué con el tiempo todos los carnívoros sufren enfermedades crónico degenerativas.

“Al utilizar la anatomía comparada para determinar que era para el hombre el “significado” de comer, deberíamos tener en cuenta la especie más similar al hombre, a saber, los simios antropoide – chimpancés, gibones, gorilas y orangutanes. De todos los animales, los órganos digestivos y los dientes del hombre más se parecen a estos simios. En cautiverio, algunos de estos animales se veran forzados a comer carne en lugar de morir de hambre. Pero en la naturaleza, todos comen una dieta vegetariana. Otra pista fuerte de que el hombre es naturalmente vegetariano es el hecho de que los vegetarianos son, en general, mucho más saludables que los omnívoros. La American Dietetic Association ha reconocido que los vegetarianos tienen menos riesgo de contraer un número de enfermedades crónicas, incluyendo enfermedades cardíacas, algunos tipos de cáncer, obesidad, hipertensión arterial y diabetes adulta –… Una dieta saludable va mucho más allá de recortar un poco de carne roja. En un estudio reciente de 6.500 chinos, el Dr. T. Collin Campbell de Cornell encontró que aunque los chinos en generales comen sólo una fracción de la proteínas de origen animal que los estadounidenses, esos que comieron menos proteínas de animales sin embargo tenían menor riesgo de enfermedad que los chinos promedio. El Dr. Campbell concluye, “Nosotros básicamente somos una especie vegetariana y deberíamos comer una gran variedad de alimentos vegetales y minimizar la ingesta de alimentos animales.”

- Glen Kime, Presidente, sociedad vegetariana de Washington, D.C.

Todos los omnívoros y carnívoros comen la carne cruda, rasgando la piel y lamiendo la sangre rica en nutrientes con sus lenguas. Un verdadero omnívoro como un oso tomará un pez fuera del agua y se lo tragará entero, crudos, con escamas, huesos, aletas, cabeza y todo. Cuando un león mata a un herbívoro para alimentarse, desgarra directo en el área del estómago para comer crudo el estómago, hígado, intestinos y otros órganos que están llenos de sangre y nutrientes. Ellos NO comen carne cocida. Para la mayoría de los humanos, el olor y el sabor de la carne sangrienta es asqueroso, así que con el fin de consumirlo lo que primero que se hace es limpiar, cocinar, sazonar y marinar la carne con varias hierbas y especias vegetales para hacerla aceptable.

El comer carne o sangre cruda nos disgusta a nosotros como seres humanos. Por lo tanto, debemos cocinarlo y sazonarlo para amortiguar el sabor de la carne. Si un ciervo es quemado en un incendio forestal, un animal carnívoro no comerá su carne. Los leones del circo incluso tienen que ser alimentos de carne cruda para que ellos no se mueran de hambre. Si los seres humanos estaban destinados realmente a comer carne, entonces comeríamos toda nuestra carne cruda y sangrienta. El pensamiento de comer carne hace que el estómago se tuerza. Este es mi punto sobre cómo nosotros, como seres humanos estamos condicionados a creer que la carne animal es bueno para nosotros y que estamos destinados a consumirlo con fines de salud y supervivencia. Si somos verdaderos carnívoros u omnívoros, el cocinar nuestra carne y sazonarlo con sal, salsa de tomate o salsa de tabasco podría encubrirlo y nosotros como seres humanos podríamos rehusar a comer nuestra carne en esta forma.”

- Dr. Akilah El

¿Y por que más no debería comer carne?
El mito de la carne

La ética y la decencia moral debe ser razón suficiente para poner fin a este holocausto animal. ¿Te imaginas si los extraterrestres llegaran a la Tierra y tratarán a los seres humanos de la misma manera en que tratamos a las vacas, cerdos y pollos? Si los extraterrestres nos mantienen encerrados apretados en jaulas, nos engordan hasta no mas, cortan nuestras narices y bolas, violan a nuestras mujeres, encadenan a nuestros hijos, luego somos asesinados y comidos cuando nos ven que ya estamos sabrosos, ¿verías algo malo en ello? Y para los pacifistas carnívoros: ¿Necesito señalar la hipocresía? Si matan a inocentes, indefensos animales cada día sólo porque gustas del sabor, y luego vas por allí fingiendo que eres “anti-guerrista”, sólo estás engañandote tí mismo.

“Mientras haya mataderos, habrá campos de batalla.”

~ Leo Tolstoy

“Reconocer la carne por lo que realmente es: el cadáver de un animal torturado cargados de antibióticos y pesticidas”

~ Ingrid Newkirk

“Un hombre de mi intensidad espiritual no come cadáveres”

~ George Bernard Shaw

“Un ser humano puede ser saludable sin matar animales para alimentarse. Por lo tanto, si él come carne participa en tomar la vida animal en aras de tu apetito. Y actuar así es inmoral”

~ Leo Tolstoy

“La no violencia conduce a la más alta ética, que es la meta de toda evolución. Hasta que dejemos de dañar a los demás seres vivos, somos aún salvajes”

~ Thomas Edison

El mito de la carne

14 comentarios

  1. La carne es la gasolina especial que usamos para vencer, ganar, imponerse, para que el ‘yo’ prosiga con su crueldad y brutalidad. Aunque los que no comen carne también están ahí, aunque sea a otro nivel.

    Me gusta

    julio 23, 2012 en 2:38 am

  2. oscar alejandro

    me parece , que estan algo equivocados respecto a la carne .El verdadero enemigo de la salud son los hidrato de carbonos que ponen en la base de la piramide , donde dicen que hay que comer unas 5 o 6 raciones por dia .
    En cuanto al colesterol bien saben que es una gran mentira , nuestro HIGADO FABRICA A DIARIO el 95 POR CIENTO DEL COLESTEROL y el 5 por ciento entra por la boca . Como bien explica el Dr matias rath , el colesterol es la victima de la anascorbemia cronica ( falta de vitamina C)
    tampoco es cierto que la espinaca tenga mas proteinas que la carne animal . Sino lean un poco de la dieta ancestral y de cuando los humanos incorporaron , los hidratos de carbono refinados y la leche .
    Por lo demas , acaso los vegetarianos no han leido que las plantas tambien sufren y vibran cuando las destruyen o las queman) lean el libro la vida interior de las plantas .
    Creo que podrian , ver un poco del reino animal y aprender que el humano es por esencia un cazador ., POr lo demas les recomiendo que lean un poco de la dieta de MONTIGÑAC y los INDICES GLICEMICOS DE LOS ALIMENTOS Y ALLI VERAN EL PORQUE DE LA EPIDEMIA DE DIABETES EN TODO EL MUNDO

    }

    Me gusta

    julio 23, 2012 en 5:10 am

    • Jordi Campos, médico naturópata, crudívoro y vegano.
      “Dieta vegetariana y actitudes correctas pueden sanarte”

      Tengo 52 años. Nací en Barcelona y vivo en el campo, cerca de Frankfurt (Alemania). Soy médico naturópata. Separado, tengo dos hijas (22 y 24 años) y vivo en pareja. ¿Política? Soy libre e independiente. Creo en una fuerza universal creadora. La miopía puede curarse

      ‘LA CONTRA’ de La Vanguardia, Barcelona 28/06/2012
      Foto: Jordi Play
      Entrevistado por Víctor – M. Amela

      Escalera
      En la escalera en que nací hace medio siglo (Cienfuegos, 30, 2.º, 1.ª) vivía una familia vegetariana dos pisos más arriba (4.º, 1.ª). Eran seis hermanos, como nosotros cinco. La vida nos separó hace cuarenta años… y hoy me reencuentro con el mayor de esos hermanos, de mi misma edad: convertido en médico holístico, tiene una casa de salud en Alemania (jordi.campos@gmx.de) para atender a sus pacientes. Fue cirujano y extirpó vesículas y tiroides, pero se rebeló porque sabía que podía haber sanado a esos enfermos sin operarlos… Practica hoy una medicina psicosomática y natural. Curiosidad: la fotografía la hace el hermano menor de otra familia de esa misma escalera (2.º 3.ª). Todo es por algo…

      Vegetariano desde…
      Mis padres eran ya vegetarianos cuando yo nací.

      ¿Y sus abuelos?
      Mis dos abuelas coincidieron en la consulta de un médico vegetariano…, y adoptaron la dieta vegetariana en sus respectivas familias.

      Vegetariano de segunda generación.
      Y mis hijas también.

      Por entonces se decía que los niños vegetarianos se mareaban…
      ¡Qué va! Y siempre hice deporte. ¡Hay grandes deportistas vegetarianos! Navratilova, Carl Lewis, Van Damme…

      Un compañero mío de pupitre era vegetariano… ¡y mordía mi bocata de chorizo!
      A mí, el olor ya me hubiese echado atrás. Jamás he comido carne ni pescado.

      ¿Nunca?
      ¡Me repugna! Ni mis padres ni mis hermanos han comido jamás carne ni pescado.

      ¿Es una militancia?
      Una opción moral. Por eso hoy soy vegano: no como nada de origen animal. Ni huevos ni lácteos. Quien quiera comer carne o pescado… que mate personalmente al animal.

      Pero la especie humana ¡es omnívora!
      Los grandes primates son vegetarianos, y los humanos comíamos carne y pescado ocasionalmente. ¡Hoy se comen en exceso! El organismo se sobrecarga, y de ahí nuestras enfermedades: articulaciones inflamadas, arterias bloqueadas, alergias, diabetes…

      ¿Y qué tiene de malo el pescado?
      Su grasa se satura de metales pesados y tóxicos, dada la contaminación de los mares.

      Los vegetales llevan agrotóxicos…
      Peor es que carne y pescado carguen con la vibración de sufrimiento y miedo del animal. Aconsejo, eso sí, el cultivo biológico.

      ¿No le aburre comer sólo vegetales?
      Me gusta. Y soy crudívoro: el 90% de los vegetales que ingiero son crudos, frescos, vivos. ¡Ayuda a las células a renovarse! Como ensaladas variadas, muchas frutas…

      ¿Y de dónde saca la proteína?
      La de los cereales basta, ¡no necesitamos más! Se exagera con las proteínas. Ese olor tan raro de los gimnasios… emana del sudor de los deportistas, inflados de proteínas.

      ¿Ser vegetariano le llevó a ser médico?
      Quería ayudar. Fui médico en el hospital Clínic. Fui cirujano…, pero abandoné.

      ¿Por qué?
      Vi que la medicina convencional sólo pone parches. Sirve para el remedio drástico, urgente…, pero superficial: ¡no cura de verdad!

      ¿No cura?
      Sólo te curas de verdad desde dentro de ti mismo. El buen médico es el que sabe despertar a tu médico interior, ¡que es el único que podrá sanarte de verdad!

      ¿Tengo un médico dentro de mí?
      Sí. Todas las enfermedades de tu cuerpo tienen raíz anímica, espiritual. Si te ayudo a descubrir esa causa espiritual…, ¡se sana tu psique, y eso sanará tu cuerpo!

      ¿Cómo llama a esta medicina?
      Medicina holística, suma de medicina psicosomática y medicina natural. Como base, mis pacientes adoptan la dieta vegetariana, en su mitad crudívora.

      ¿Qué enfermedades aborda así?
      Disfunciones visuales, alérgicas, dérmicas, reumáticas, artríticas, anímicas… Prescribo dieta vegetariana y un cambio de actitudes.

      ¿Actitudes?
      Los pensamientos, las palabras y los actos ¡son muy poderosos y pueden hacer enfermar tu cuerpo! Sanando actitudes -ideas, palabras, hábitos…- sana el cuerpo.

      ¿Y así trata disfunciones visuales?
      ¡Sí! El 60% de la población europea usa gafas: enfermedad de la civilización. ¡Y la miopía se cura! Llevas gafas: por miopía, ¿no?

      Desde los 10 años. Hoy, diez dioptrías.
      Cuantos más años lleve tu ojo con gafas, y cuantas más dioptrías tenga, más difícil para ese ojo dejar de ser miope. ¡Pero se puede! Un paciente mío con 10 dioptrías… dejó de ser miope en 18 meses: cero dioptrías.

      Me sorprende. ¿Cómo es posible?
      El miope suele serlo a causa de una personalidad sensible, con tendencia a retraerse, a ver amenazas afuera, a tener miedo, a recogerse en el intelecto.

      Me reconozco así cuando era niño.
      Esa tensión interna te provocó la miopía. Fue erróneo graduarte lentes cuando todavía tenías poquitas dioptrías e ir aumentando su graduación cada vez: ¡el ojo se acostumbró, no tuvo oportunidad de reponerse!

      ¿Acaso podía haberse repuesto?
      Sí. El ojo es terminación del sistema nervioso, espejo del alma… Y eso va cambiando. ¡Lo primordial es ser consciente de tus tensiones y miedos, y modificar esas actitudes!

      ¿Y luego?
      Quítate las gafas. Contacta con la naturaleza. Pasea por el campo. Mira a lo lejos. Practica técnicas de relajación y respiración…

      Pero es que sin gafas ¡estoy perdido!
      Si durante el tratamiento te las pones lo mínimo posible, y vas disminuyendo paulatinamente su graduación…, tu ojo vuelve a esforzarse para ver bien lo que pasa alrededor.

      ¿Qué más necesitaría para lograrlo?
      Alegrías. Y, sobre todo, una fortísima motivación: ¡sin eso no hay dieta vegetariana que valga! El ojo acaba por reflejar tu claridad interior. Y brillará más.

      Vegetarianismo y espíritu, salud psicofísica… ¿Cuál es su conclusión, su máxima?
      Ama a la naturaleza. Ama a la vida. Ámate a ti mismo, ama a todos. Y todo lo que hagas contra las leyes del amor te enfermará. ¡Nada hay más curativo que el amor!

      Me gusta

      julio 23, 2012 en 5:51 am

    • javier conde

      estoy de acuerdo contigo en lo que dices, los vegetarianos exageran las propiedades de algunos alimentos.
      mi filosofía siempre ha sido: todos los excesos son malos, ya sean de vegetales de carne de hidratos de alcohol de tabaco etc… no hay nada mejor como ser moderado y equilibrado en todo en la vida, sobre todo en la NUTRICIÓN, el cuerpo humano no es como el de un rinoceronte o una jirafa, necesitamos nutrientes de varias fuentes sin excesos en ninguna de ellas.

      Me gusta

      julio 23, 2012 en 11:11 pm

      • Rich

        Algunos veganos y vegetarianos son como los fanaticos religiosos

        Me gusta

        julio 24, 2012 en 2:14 pm

    • Rich

      Concuerdo contigo, no hay nada de malo en comer carne.

      Me gusta

      julio 24, 2012 en 2:13 pm

    • Toda la razón…no es la carne la que nos mata, son los hidratos de carbono en forma de harinas refinadas. Y también como no, la sal y el azúcar refinado.
      un saludo

      Me gusta

      septiembre 6, 2012 en 7:38 pm

  3. DrPitbull

    Totalmente falso. Una descripción teñida de prejuicios y modas pseudofilosóficas. Esa base de la pirámide llena de harinas ha matado mas personas que Hitler, y es la razón del estado calamitoso de salud de los habitantes de EEUU, un típico avance de los medios de INcomunicación.

    Me gusta

    julio 24, 2012 en 12:02 pm

  4. Edith

    No comparto el criterio de esa pirámide alimenticia, yo bajaría todo y subiría los carbohidratos al último lugar, tantos carbohidratos acidifican excesivamente el organismo, al igual que la carne y los lácteos.

    Me gusta

    julio 27, 2012 en 10:33 pm

  5. La parte más amplia de la pirámide no es la carne, sino como bien dicen por aqui los carbohidratos, en especial cereales (con mucho menos valor nutricional del que se les otorga, pero muy bien comercializados). Eso de que las espinacas tienen más proteina que un bistec me ha sorprendido, a parte de no entender que la proteina de origena animal es diferente de los “aminoacidos” que hay en los vegetales que nunca llegaran a ser tan completos como los que hay en un solomillo o en un huevo, solo tengo que dejar a quien ha afirmado esto en medio de siberia una semana con una bolsita de espinacas y algo de carne, a ver con que cree que podrá sobrevivir mejor. En cierta época grandes lagos en la tierra y poder pescar favorecido el desarrollo cerebral tipico de nuestra especie, no solo por la proteina sino por los ácidos grasos esenciales, imprescindibles para las membranas celulares, todo lo demás son argumentos cogidos sueltos para defender un estilo de alimentación, yo como mucha verdura y proteina de calidad en pequeñas porciones y no tengo colesterol, ni ninguna clase de problema y mi cuerpo funciona con mucha eficiencia, eso ¡si! evito aditivos y carbohidratos refinados.

    Me gusta

    julio 29, 2012 en 10:18 pm

    • Mariam

      El problema de hoy en dia son los excesos ya sea en las proteinas animales o en los azucares y harinas refinadas, las comidas rapidas y las comidas muy procesadas.
      En mi caso me inclino por la dieta vegetariana, ya que hay estudios fundamentados cientificamente de lo nocivo de las proteinas animales para la salud (p ej The China Study), aunque tampoco podemos abusar de las harinas y azucares refinados, todo en su medida. Luego, el comer carne o no es cuestion de conciencia, a mi en lo personal no me hace feliz alimentarme de cadaveres…

      Me gusta

      julio 30, 2012 en 5:52 pm

  6. Ana

    Me encanta esta sección de la matrix alimentaria, me encantaría que hicierais uno sobre los peligros de sustituir la leche materna por leche de fórmula!!! Un saludo, estoy contentísima de haber descubierto vuestra página!

    Me gusta

    agosto 2, 2012 en 12:55 pm

  7. Ana

    Me encanta esta sección de la matrix alimentaria, me encantaría que hicierais uno sobre los peligros de sustituir la leche materna por leche de fórmula!!! Un saludo, estoy contentísima de haber descubierto vuestra página!.

    Me gusta

    agosto 2, 2012 en 12:56 pm

  8. ivanbopi

    La verdad es que me ha parecido bastante interesante la forma en que esta tratada la información de la carne… osea el punto de vista desde el que lo exponéis… felicidades sinceras. Hay que cuidarse, eso es evidente y no tomar en exceso algunos nutrientes que tomados en exceso nos pueden perjudicar. El equilibrio es lo mejor. Si deseas echar un vistazo al blog donde colaboro sobre los valores nutricionales de la carne y mas, pùedes echar un vistazo. Muchas gracias y un saludo cordial.

    Me gusta

    mayo 21, 2013 en 9:23 am

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 29.112 seguidores